Enfermedades del hámster más habituales

Muchas de las enfermedades del hámster están relacionadas con su modo de vida. Hay que conocerlas para poder evitar que tu pequeño mamífero se vea afectado.

Los hámster en la naturaleza son animales muy fuertes y saludables. Sin embargo, cuando están en cautividad, las condiciones en las que viven en ocasiones no son las más adecuadas. Además, el hecho de que sean nocturnos, hace que las enfermedades del hámster pasen desapercibidas para sus dueños.

ENFERMEDADES HABITUALES EN EL HÁMSTER

Estos pequeños roedores no suelen tener problemas cuando son jóvenes. Pero a medida que pasa el tiempo, su sistema inmune va fallando y son más propensos a sufrir ciertas complicaciones.

  • Hongos y ácaros: Los principales síntomas son el de picor, calvas en la piel y pelo estropeado. Las causas son desnutrición por una mala alimentación, falta de higiene, uso de productos de limpieza, el estrés…
  • Diarrea: En la mayoría de ocasiones, la diarrea está relacionada con la alimentación. Demasiados alimentos frescos o en mal estado, pueden afectarle. Si le ocurre esto, debes darle sólo alimento seco hasta que se le pase y proporcionarle mucha agua a su alcance para combatir la deshidratación. Además, tienes que asegurarte de que su zona anal siempre está limpia y seca para evitar infecciones.
  • Cola mojada: Es una de las enfermedades del hámster más habituales. Se trata de una infección bacteriana que puede provocar fuertes diarreas. El principal síntoma es la presencia de la zona de la cola húmeda.
  • Absceso: Los hámster pueden presentar en ocasiones acúmulos de pus bajo la piel. Generalmente están ocasionados por una herida o la mordedura de otro hámster.
  • Resfriado: Las gripes y los resfriados en el hámster se producen sobre todo en invierno. Al igual que en humanos, presentan estornudos, moqueo, fiebre y decaimiento. Para evitarlo, es necesario que la jaula esté bien ubicada, en lugares sin corrientes de aire y lejos del frío.
  • Tumores: Cuando los hámster alcanzan una cierta edad, es muy habitual la aparición de tumores. Pueden salirle en cualquier lugar del cuerpo, en forma de bultos duros bajo la piel.
  • Diabetes: La principal causa de la diabetes es la obesidad. Se trata de una enfermedad que se puede evitar reduciendo la ingestión de grasas y azúcares. Los síntomas pueden ser: beber y orinar mucho, bajadas y aumentos repentinos de peso, dormir mucho, hacer mucho ejercicio, temblores… Para evitarlo, debes darle a lo largo de su vida una alimentación equilibrada y de calidad. Para conocer más cosas sobre la alimentación de los hámster, puedes leer: “”

enfermedades del hamster

CÓMO PREVENIR LAS ENFERMEDADES DEL HÁMSTER

Los hámster tienen un sistema inmune muy fuerte. El problema es que son animales muy sensibles a los cambios, por lo que para que no tenga problemas debemos evitar:

  • El estrés.
  • Cambios de bruscos de temperatura.
  • Mala alimentación.
  • Falta de higiene.
  • Uso de productos de limpieza inadecuados.
  • Uso de insecticidas en su entorno cercano.
  • Falta de actividad física.

CÓMO ACTUAR SI TU HÁMSTER ENFERMA

Debes estar atento a cualquier cambio físico o de comportamiento de tu pequeña mascota. Todos los días tienes que revisarlo para asegurarte de que se encuentra en buen estado.

Debido a su pequeño tamaño, una pequeña afección, puede convertirse en algo mucho más gordo si lo dejas pasar. No dudes en acudir a un veterinario especializado para que lo revisen si notas algo raro.

Cuando vuelvas a casa, sigue punto por punto el tratamiento que te hayan recomendado. Acude a las revisiones necesarias y mima a tu pequeño amiguito. Si lo haces todo de manera adecuada, se recuperará rápidamente.

Enfermedades del hámster más habituales
¡Puntúa nuestro artículo!

Deja un comentario

avatar
  Suscríbete  
Notificar