Trucos para prevenir la leishmania

Para luchar contra la leishmania, lo más importantes es conocerla bien y saber que remedios poner para que tu perro no la contraiga.

La leishmaniosis es una enfermedad que se transmite a través de la picadura del mosquito flebotomo. Se trata de un gran problema para los perros que la contraen, ya que si no se administra el tratamiento adecuado puede llevarlos a la muerte

A pesar de que la leishmania es una enfermedad que afecta a gran parte de Europa y África, no se ha encontrado una solución efectiva para eliminarla o prevenirla. El mayor problema, es que el causante es un protozoo, un microorganismo mucho más complejo que un virus o una bacteria.

Lo primero que hay que tener claro es que no hay ningún tratamiento que sea efectivo al cien por cien para prevenir la enfermedad. De ahí la importancia de que se tomen las medidas que disponemos a nuestro alcance para combatirla, medidas que en ocasiones no son baratas, pero sí muy importantes para la salud de tu mascota.

USO DE REPELENTES PARA PREVENIR LA LEISHMANIA

Los repelentes contra el mosquito flebotomo son una de las medidas más importantes. Los podemos encontrar en forma de sprays, pipetas o collares. Algunas marcas garantizan un 95% de protección.

Pero no todas las marcas son igual de efectivas, hay supermercados que venden productos que no sirven de nada. En una tienda especializada o en un veterinario, te pueden asesorar sobre cuáles son las mejores marcas.

Es preferible invertir un poco más de dinero y adquirir un buen producto, antes de usar métodos más baratos que no garantizan ninguna protección.

MOSQUITERAS

En casa también podemos brindar protección a nuestras mascotas. El uso de mosquiteras puede impedir el paso del insecto. Hay que tener en cuenta que el flebótomo es de un tamaño minúsculo apenas visible. La mosquitera debe tener una malla de menos de 2 mm de separación para que sea efectiva y debe estar bien fijada a todas las ventanas para que no quede ningún hueco por el que pueda pasar el mosquito.

HORARIO DE PASEO

El mayor momento de actividad del mosquito flebotomo es al atardecer, cuando el sol se está ocultando. Aprovechando que en verano los días son más largos, cuando pasees con tu perro, intenta evitar las horas con mayor riesgo.

También es importante que tengas en cuenta la época en la que el insecto se reproduce a mayor escala, que va de mayo a octubre generalmente. Sin embargo, debido al cambio climático, puede que el periodo de reproducción se alargue desde marzo o abril hasta noviembre.

REVISIÓN VETERINARIA

Como se mencionaba antes, el pico de actividad del flebotomo es en los meses de verano. Lo que mucha gente no sabe, es que en verano no es el momento ideal para hacer la prueba de la leishmania. La revisión veterinaria se debe hacer a partir de octubre, cuando el parásito esté bien implantado en el organismo y pueda ser bien detectado por el test.

El test rápido para la detección de leishmania se realiza mediante la extracción de una gota de sangre del animal. Los resultados se pueden saber en pocos minutos e informa si el perro tiene la enfermedad o no.

También existe la opción de realizar un análisis de sangre más completo. Gracias a él, además de determinar si tu mascota está afectada, informa de la intensidad de la respuesta inmune frente al parásito. Por tanto, de esta manera determinamos también cuan afectado se encuentra el animal.

VACUNAR

En 2012, el laboratorio Virbac, empezó a distribuir la primera vacuna contra la leishmania en España, la Canileish. Esta fue la única vacuna existente hasta el año 2017, momento en el que los laboratorios Leti empezaron la distribución de la vacuna Letifend.

A pesar de que las dos vacunas tienen el mismo objetivo, hay muchas diferencias entre ellas:

CANILEISHLETIFEND
ComposiciónSe inocula una parte proteica del parásito que no debe provocar la enfermedad.Se inocula una proteínas del parásito, pero que están modificadas en laboratorio mediante ingeniería genética
PrecioMás barata.Más cara.
AplicaciónLa primera vez se deben poner 3 dosis separadas tres semanas entre sí.

Revacunación una dosis anual.

Una dosis anual.
ToleranciaNo aplicar en razas pequeñas, ni en animales menores de 6 meses o demasiado mayores.Se puede administrar a amplia variedad de razas a partir de los 6 meses.
Efectividad68%73%
Máxima InmunidadSe alcanza a partir de la tercera dosis.Se alcanza a partir de los 28 días de la primera dosis.
Efectos adversos (no siempre se producen, algunos individuos no presentan ninguna respuesta adversa)-Picor o dolor a la palpación en la zona de inyección de 2 a 15 días.

-Alergia.

-Hipersensibilidad.

-Anemia.

-Apatía.

-Fiebre.

-Diarrea.

-Tensión baja.

-Shock.

-Necrosis en punto de inyección.

-Muerte.

Pequeña inflamación en la zona de inyección que desaparece en poco tiempo.

Tanto si se pone una vacuna como otra, es necesario hacer siempre previamente un reconocimiento veterinario y un test rápido o análisis de sangre, para determinar si el animal ya padece la enfermedad.

¿Qué precauciones tomas tú para que tu mascota no coja leishmania?

Trucos para prevenir la leishmania
5 (100%) 1 vote

Deja un comentario

avatar
  Suscríbete  
Notificar